Viajar: Tips para que tu gato disfrute la experiencia

Viajar: Tips para que tu gato disfrute la experiencia

Viajar puede ser un proceso complicado y hasta estresante, aún más si tienes un gato a bordo contigo. Lee los siguientes consejos para lograr que tu recorrido sea más ameno para ti y tu amigo felino

Los gatos son animales que ocasionalmente disfrutan del contacto, pero aceptémoslo, pasan más tiempo escurriéndose y a solas y de hecho disfrutan de su espacio personal por lo que viajar con ellos puede convertirse en un reto.

No puedes culpar a tu gato por ser un odioso de los viajes. Los felinos son animales territoriales que esparcen sus feromonas (sustancias químicas secretadas por seres vivos que transmiten señales) en el espacio que habitan y, de repente, cuando se van de viaje ese olor típico ya no está. Eso los molesta un poco (bastante).

Continúa leyendo y echa un vistazo a los siguientes consejos que podría ayudarte a llevar a tu gato contigo mientras viajas.

En caso de viajes a lugares recurrentes

El gato puede familiarizarse con lugares que visita de manera regular, tal vez la casa de algún amigo o familiar.

Llevar contigo la cama o alguna sábana o cojín perteneciente  a tu gato hará del viaje y la estadía una experiencia más cómoda.

En caso de viajes a lugares ocasionales

¡Feromonas 101!

La presencia de feromonas en el entorno del gato es tan importante que hasta venden la sustancia en spray en tiendas de mascotas. Si vas a permanecer por una semana o más en el destino final comprar ese producto y rociarlo al llegar hará la experiencia más grata para tu peluda mascota.

Mantén al gato asegurado

Durante el viaje en carro propio, taxi, barco o tren mantén tu gato dentro de su jaulita o trasportín.

En primer lugar porque eso evitará cualquier posible accidente que podría ocurrir como consecuencia de una reacción inesperada del animal además, aunque la mascota probablemente maullará y se quedará, el interior de su trasportín es un lugar más seguro y familiar que el medio de transporte que estén utilizando.

¡No estreses a tu gato durante el viaje!

El proceso de viajar puede ser estresante para los humanos, ¡Ni hablar de los gatos!

Evita música alta o ruidos fuertes en su entorno. Como su dueño es tu responsabilidad proporcionar tranquilidad a tu mascota que ya está fuera de su zona de confort.

Proporciónale agua (¡No demasiada!) mientras estén viajando y proponte hacer paradas cada cierto tiempo para que el minino estire su cuerpito y respire un poco de aire fresco y, para evitar accidentes, no lo alimentes pocas horas antes el viaje.

Tu presencia será un buen indicador para el gato de que, aunque no está en un lugar conocido, no todo está perdido así que haz tu mejor intento para que el viaje sea una pasada y ambos disfruten.

0 COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*